lunes, 2 de mayo de 2011

¿Qué gana un creyente que vive una vida agradable a Dios?


Salmo 84:11 11   Porque sol  y escudo es Jehová Dios; Gracia y gloria dará Jehová. No quitará el bien a los que andan en integridad.

¿Alguna vez se ha puesto  a pensar qué gana usted portándose bien para con Dios?  ¿Cuál es el beneficio de  tratar de vivir una vida agradable a Dios?  ¿Qué gana un creyente que anda derecho para con Dios?

Generalmente escuchamos predicaciones donde se nos exponen  las consecuencias de desobedecer a Dios y a su palabra,  eso es correcto, no podemos omitir las advertencias que la palabra de Dios nos da, el pecado siempre traerá consecuencias negativas para nuestra vida. Pero esta mañana quiero que nos enfoquemos en algunos de los muchos beneficios que experimenta un creyente que honra a Dios con su vida, con su accionar, con todo su ser.  No hablamos de un creyente perfecto, sino de aquel o aquella que día a día desean  agradar a Dios en todos sus caminos.

En primer lugar quiero dejar claro que existe  algo que nunca podremos  lograr  a pesar de lo bien que nos portemos, ¿sabe usted que es? –Es nuestra salvación. (Efesios 2:8-9)

La salvación no es un beneficio o un resultado de portarnos bien (de hacer buenas obras o de llevar una vida moralmente buena). La salvación es por gracia,  es el regalo que recibimos  cuando reconocemos nuestra condición de pecadores, separados de Dios y depositamos toda nuestra confianza  en la persona de Jesucristo y en el sacrificio que él  hizo por nosotros en la cruz para darnos la vida eterna (Rom. 10:9-10, Hch. 16:31, Jn 3:16). Así que,  la Biblia afirma que nunca podremos hacer algo  tan bueno  que nos permita ganarnos el cielo. Por lo tanto debemos descartar la salvación de nuestra lista de beneficios de andar derecho, ya que desde el momento en que confiamos en Jesús hemos  comenzado  a gozar  de la vida eterna (la vida eterna comienza en la tierra). ¡Amén! 

Por eso usted debe estar seguro de su salvación, y debe saber que esta  no se puede perder (Jn 10:27-28), porque no descansa en nuestros esfuerzos, sino  en la  fidelidad de Dios, “no por obras para que nadie se gloríe…”  No piense que debe vivir una vida agradable  a Dios para “mantenerse salvo”,  si no que es por el hecho de que ya somos salvos y en señal de gratitud que debemos vivir agradando a Dios. 

¿Qué gana un creyente que camina derecho?

        I.            Experimenta Comunión intima con Dios.
Salmo 25:14  14La comunión íntima de Jehová es con los que le temen,  Y a ellos hará conocer su pacto.
¿Qué es tener comunión intima? - La Biblia Dios habla hoy traduce “comunión intima” como “amistad” :  14El Señor es amigo de quienes lo honran,  y les da a conocer su alianza.

¿De quien dice el pasaje que es amigo Dios?-De los que le honran, de los que le respetan. ¿Quiere usted ser amigo de Dios?-Dígale no al pecado. Si usted  tiene el valor de decir no al pecado, decirle no a la tentación, Dios le considerará su amigo, ¿Por qué?- por que usted lo está honrando. (Recuerde el caso de José).

Es importante recordar  que Dios no hace acepción de personas, el nos ama a todos por igual;  pero si usted observa en la Biblia, pareciera que él tiene sus amigos íntimos, personas que se han acercado más a él, que le han honrado  y que él los ha tomado como sus  amigos.  ¿Recuerda usted a alguien que fue llamado amigo de  Dios en el AT? – fue Abraham  ( 2 Cr 20:7, Stgo 2:23)  ¿y en el NT?- Jesús llamó amigos a sus discípulos (Jn 15:15), pero dentro de ese grupo de amigos habían 3 con los cuales Jesús tuvo una  comunión más intima, a tal punto que les permitió verlo en su forma Gloriosa al transfigurarse delante de ellos,   fueron Pedro, Jacobo y Juan (Mr 9:2).

¿Quiere gozar de una relación más intima con Dios? –demuéstrele con hechos que usted quiere ser su amigo, glorifique a Dios en cada aspecto de su vida, eso incluye su mente, su corazón, sus pensamientos y su cuerpo. Usted no podrá gozar de comunión íntima con Dios si su vida deja mucho que desear. Es cierto, usted puede  pecar y  seguir  siendo salvo, pero si no arregla aquellas cosas que tiene que arreglar nunca experimentará esa alegría, esa plenitud de estar bien con Dios.

  No se puede tener comunión intima con Dios si voluntariamente estamos en desobediencia a su palabra. No podemos vivir en pecado y esperar gozar de la amistad con Dios. Piense, ¿qué cosas le están estorbando a usted para disfrutar de esa comunión íntima con Dios? –Decídase hoy a quitarlas,  camine derecho y podrá conocer a Dios mas íntimamente.

Proverbios 3:32   32Porque Jehová abomina al perverso;  Mas su comunión íntima es con los justos.

      II.            Paz y seguridad
¿Qué es lo que mas desea nuestra gente en este país?-Es paz y seguridad. Usted y yo podemos gozar de esa paz y esa seguridad cuando vivimos agradando a Dios. 

Debemos diferencia algo, La paz con Dios la obtuvimos el día en que recibimos a Jesús como nuestro Señor y Salvador, desde ese momento Dios ya no nos considera enemigos, sino que hemos sido reconciliados con él por medio de Cristo  (Rom 5:1), estamos en paz para con él. La paz de la que le hablo es esa paz interior, es esa tranquilidad y seguridad  que solo Dios puede darnos a pesar de cualquier circunstancia. 

Proverbios 16:7  7Cuando los caminos del hombre son agradables a Jehová, Aun a sus enemigos hace estar en paz con él.  

-Cuando nuestros caminos son agradables a Dios,  dice el proverbista que aún a nuestros enemigos hace estar en paz con nosotros. Si usted tiene problemas con alguien que lo esté molestando que quiere hacer algún mal en contra suya, lo mejor que usted puede hacer no es contratar guarda espaldas, ni aprender defensa personal,  sino es caminar derecho en los caminos de Dios y  el  personalmente  será quien se encargue de esa situación sea cual sea.

 Isaías  26      3Tú guardarás en completa paz a aquel cuyo pensamiento en ti persevera; porque en ti ha confiado.

¿Desea usted tener paz en su vida? – Mantenga su pensamiento y confianza en Dios.
 ¿Está usted afligido o deprimido? –Camine derecho en los caminos de Dios, tenga su tiempo diario con él, lea su Biblia, hable con él, congréguese regularmente y enfoque sus pensamientos en Jesús y el promete guardarle en completa paz.

Salmo 118:6 6     Jehová está conmigo; no temeré  Lo que me pueda hacer el hombre.

    III.            Prosperidad
Usted probablemente ha escuchado esa falsa idea de que la prosperidad tiene que ver con la cantidad de dinero que usted tenga en su cartera, ese es uno de los temas de moda en muchas iglesias donde sus predicadores le dicen “envíenos su ofrenda  y Dios le va a dar lo que usted desea”,  y venden la idea de que podemos comprar la bendición de Dios, es como si le dijéramos:       ” Yo te doy tantos dólares de ofrenda Dios,  pero  tienes que hacer lo que te pido”.  Eso no es así. La prosperidad Bíblica  va más allá del dinero, abarca todas las áreas de la vida, incluye su vida espiritual, sus relaciones familiares, estudios, trabajo, salud… en fin todo.

A parte de la salvación, la mayor parte de las  bendiciones en la Biblia están condicionadas. Dios promete bendecirnos si nosotros cumplimos nuestra parte del trato, pero es Dios quien pone las reglas del juego no nosotros. Dios ha prometido prosperidad para aquel o aquella que ande en sus caminos, que le ame y le honre. 
Salmo 1:1-3
1Bienaventurado el varón que no anduvo en consejo de malos, Ni estuvo en camino de pecadores, Ni en silla de escarnecedores se ha sentado;
2Sino que en la ley de Jehová está su delicia, Y en su ley medita de día y de noche.
3Será como árbol plantado junto a corrientes de aguas, Que da su fruto en su tiempo, Y su hoja no cae; Y todo lo que hace, prosperará.

¿Quién va a dar su fruto a su tiempo? ¿Quién va a prosperar en todo lo que haga? –El que camina en integridad, el que anda derecho para con Dios y que obedece su palabra. Si usted no está conforme con la vida que lleva hasta este momento, ya sea en la parte material, familiar, educativa o espiritual, haga una pausa y piense ¿estoy honrando a Dios con mi vida, con mi cuerpo, con mis pensamientos? – Si no lo estamos haciendo, entonces ya sabemos por que estamos como estamos, por que nada nos sale bien.  Dios bendice a los que caminan en integridad.

Proverbios  10: 22La bendición de Jehová es la que enriquece, Y no añade tristeza con ella.

    IV.            Peticiones concedidas 
Juan 15: 7 7Si permanecéis en mí, y mis palabras permanecen en vosotros, pedid todo lo que queréis, y os será hecho.

¿Cuál es la clave para las oraciones contestadas? –Permanecer en Jesús, no moverse y ser obediente a su palabra.

      V.             Salud
Proverbios 3:7   7No seas sabio en tu propia opinión; Teme a Jehová, y apártate del mal;  8Porque será medicina a tu cuerpo,  Y refrigerio para tus huesos.

Conclusión
¿Quiere ser usted una persona próspera, quiere que todo le salga bien, ser amigo de Dios, tener paz, seguridad, peticiones contestadas y salud? – Decídase hoy a  Caminar derecho para con Dios, arregle todas aquellas cosas que usted sabe que están mal en su vida   y comience hoy a gozar de estas bendiciones. Oremos
Dios les bendiga   

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Si este tema ha sido de bendición para tu vida, déjanos tus comentarios.