jueves, 19 de agosto de 2010

¿Cómo obtener lo que necesitamos? Mateo 6:25-33


¿Cómo obtener lo que necesitamos?
Si yo preguntara a los presentes ¿Cuántos de ustedes tienen una necesidad material que desean que Dios les supla? –Se que la mayoría quizás levantaríamos la mano. Algunos quizás tengan problemas para pagar alguna deuda, otros quizás estén pensando que no tienen ni un dólar para el día de mañana y la mayoría, probablemente, ya está calculando que el sueldo del fin de mes no les va a ajustar para cubrir todas sus necesidades y las de su familia (a menos que alguien aquí sea diputado/a).
Muchas veces el pensar en nuestras necesidades físicas y en como suplirlas puede traernos preocupación o angustia, algunos quizás en este momento están desesperados por que no saben como le van a hacer mañana o la semana próxima, quizás ven sus carteras y lo único que se encuentra dentro de ellas es un monto de tarjetas de presentación, un par de telarañas y una mariposita que sale volando desde dentro de ella.
Si a nosotros nos preocupan y nos afligen nuestras necesidades físicas, pues déjeme decirle que a nuestro Dios también. Este tema es tan importante que, El Señor Jesús dentro de todos los principios y leyes que estaba enseñando a sus seguidores en aquella montaña (conocido como el sermón del monte, Mateo caps. Del 5 al 7), dedicó tiempo para enseñar cual debe ser la relación del cristiano con el dinero y su actitud ante los afanes de la vida.
¿Cómo obtener lo que necesitamos? – Acompáñeme en su Biblia.
Mateo 6:25 25Por tanto os digo: No os afanéis por vuestra vida, qué habéis de comer o qué habéis de beber; ni por vuestro cuerpo, qué habéis de vestir. ¿No es la vida más que el alimento, y el cuerpo más que el vestido?
Preste especial atención a La Frase “Por tanto”, esta frase indica que lo que Jesús va a comenzar a decir está basado en lo que ya ha explicado en los versos anteriores, veamos rápidamente ¿qué es lo que él ha dicho?:
1- Dios es nuestro Padre y conoce nuestras necesidades, aún antes de que se las digamos. V8
8No os hagáis, pues, semejantes a ellos; porque vuestro Padre sabe de qué cosas tenéis necesidad, antes que vosotros le pidáis
2- El cristiano debe tener sus intereses (su corazón) puesto en las cosas eternas. V20-21
3- El cristiano no vive para el dinero ni las posesiones materiales, sino para agradar a Dios v24
Si esas 3 cosas son ciertas en nuestra vida, entonces Jesús nos dice “No se afanen por su vida”, no se preocupen, no se aflijan, no pierdan el sueño pensando en como le van a hacer, no se estresen por sus necesidades básicas, yo las conozco y soy capaz de proveerles todo lo que necesitan.
Pero, ¿Cuáles son las necesidades básicas del ser humano? – Algunas mujeres van a contestar “las carteras y los zapatos”- ¡No es así!, ni tampoco es un carro el año, el colegio más caro para los hijos ni una casa lujosa, es la Comida y el vestuario. ¿Qué es lo que usted necesita todos los días? –Pues Comida, bebida y vestuario (a parte de un lugar para vivir) ¿no es cierto?, trabajamos para comer y vestirnos.
Yo no se si a usted le ha pasado, pero en ocasiones el pensar en como suplir nuestras necesidades (observe que estoy utilizando la palabra necesidades y no lujos) puede ocasionarnos preocupación o ansiedad y hasta quitarnos el sueño; cuando llega el 15 o el fin de mes y usted no sabe como va hacer para salir con todos los gastos, para pagar los recibos, la comida, la casa y aún para pagar la cuota producto de las decisiones poco inteligentes que tomamos ¿no es cierto que nos afanamos y nos preocupamos porque no sabemos vamos a hacer?
-Pero el Señor Jesús nos dice: “si ustedes están consientes de que yo conozco sus necesidades, si su corazón (sus intereses) están puestos en las cosas eternas y si su deseo es vivir para mi, entonces “No se preocupen por su vida, dejen todo en mis manos”.
Jesús continúa diciendo: “La vida es más valiosa que el alimento y el cuerpo más que el vestido”, ¿no es cierto que en ocasiones nos enfocamos tanto en nuestras necesidades, que no vemos la bendición de Dios al permitirnos vivir un día más y al mantener nuestro cuerpo saludable?.
¿Por qué no debemos afanarnos o preocuparnos por nuestras necesidades?
a) Si Dios provee alimento a las aves, también nos alimentará a nosotros V26
Algunos interpretan erróneamente este versículo y toman como excusa para no hacer nada y esperar a Dios milagrosamente le envíe una bolsa de dinero que le caiga en las manos mientras esta acostado en una hamaca. –Las cosas no funcionan así.
¿Qué hacen las aves para conseguir alimento? ¿Sólo abren el pico y esperan que Dios les de la comida? – Ellas salen a buscar su comida, pero confían en que Dios siempre les permitirá encontrar algún insecto, alguna semilla para ellas y sus hijos.
El confiar en Dios como nuestro proveedor no es excusa para la haraganería. Por ejemplo, si usted quiero conseguir trabajo, no se siente a esperar que las empresas lo llamen a su casa y le ofrezcan un taxi para llevarlo a la entrevista –Dios tiene que ver nuestra diligencia y en base a eso el nos abrirá las puertas.
Busque 2 Tes. 3:10-12 10Porque también cuando estábamos con vosotros, os ordenábamos esto: Si alguno no quiere trabajar, tampoco coma. 11Porque oímos que algunos de entre vosotros andan desordenadamente, no trabajando en nada, sino entremetiéndose en lo ajeno. 12A los tales mandamos y exhortamos por nuestro Señor Jesucristo, que trabajando sosegadamente, coman su propio pan

b) No se logra nada con preocuparse v27
La Biblia Lenguaje Sencillo traduce este versículo de la siguiente manera: ¿Creen ustedes que por preocuparse vivirán un día más? – Eso es imposible, al contrario, viviremos menos.
¿Sabe que es lo que si se puede lograr con la preocupación ?
(1) Dañar nuestra salud. El famoso Stress, enfermedades del corazón o presión arterial, derrames faciales, etc.
(2) Llenar nuestros pensamientos de angustia,
(3) Hacernos menos productivos, según algunos expertos en la materia,
(4) Afectar negativamente la forma en que usted trata a otros, ¿no es cierto que cuando andamos preocupados o afligidos es cuando más peleas tenemos con lo demás?
(5) Dios se siente ofendido, cuando usted y yo perdemos el sueño por alguna necesidad material le estamos diciendo a Dios que no confiamos en que él es nuestro Proveedor.
¡Ya observó todo lo negativo que se logra con preocuparse exageradamente por las cosas materiales! 

c) Si Dios viste a los lirios del campo, también proveerá nuestro vestido v28-29
Dios no le va a dejar andar desnudo, si Dios tiene cuidado de la Naturaleza y viste de hermosura a las plantas y arboles, también va proporcionarnos a nosotros la ropa que necesitemos, a veces puede ser nueva, otras veces de la USA-DOS, algunas veces usted la va a comprar, otras se la van a regalar.
-V30 El afán, o la preocupación es evidencia de nuestra falta de confianza en Dios

d) Dios conoce nuestras necesidades v32
Este versículo vuelve a recalcar lo que Jesús ya había dicho en el verso 8, nos dice que Dios conoce nuestras necesidades, el sabe mejor que nosotros que es lo que nos hace falta, el sabe cual es nuestra situación, el nos entiende. ¿No le alegra saber que tenemos tiene Dios que está pendiente de usted? – ¡Amen!
La condición para recibir las bendiciones de Dios.
Mateo 6:33 33Mas buscad primeramente el reino de Dios y su justicia, y todas estas cosas os serán añadidas.
Lo que Jesús nos está diciendo es: Si ustedes ponen los intereses de Dios en primer lugar en sus vidas, les aseguro que nunca les van a hacer falta las cosas necesarias de la vida, y no sólo las cosas básicas sino también todo lo que ustedes deseen y que este de acuerdo a mi voluntad. En palabras más sencillas “Pongan a Dios en primer lugar y el se encargará de las cosas materiales”
¡Wow! ¿Quiere usted un mejor trabajo? Busque primero el reino de Dios, ¿Quiere un mejor sueldo? ¿Quiere salir bien en sus estudios? ¿Graduarse de Bachillerato o la Universidad?¿Quiere encontrar un esposo/a? ¿Quiere que le vaya bien en la vida? BUSQUE PRIMERO LAS COSAS QUE A DIOS LE AGRADAN
Oremos: Pongamos todas nuestras necesidades en la manos de Dios y digámosle que a partir de este día vamos a buscar su reino y lo que a él le agrada antes de cualquier otra cosa. Amén.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Si este tema ha sido de bendición para tu vida, déjanos tus comentarios.